viernes, 12 de febrero de 2016

El monumento a Marx y Engels en la ploshchad Revolyutsii (1918) [Plan de Propaganda Monumental de Lenin]

El 7 de noviembre de 1918, primer aniversario de la Revolución de Octubre, V. I. Lenin inauguró en la recién rebautizada plaza de la Revolución (antigua Voskresenskaya) el monumento de S. Mezentsev dedicado a Karl Marx y Friedrich Engels. La obra del escultor ruso formaba parte del Plan de Propaganda Monumental que el propio Lenin había impulsado ese mismo año. Un plan que pretendía suprimir los símbolos zaristas del pasado a la vez que rendía homenaje a los referentes históricos de la causa soviética. Sin embargo, después de aquel acto de presentación, la opinión pública se cebó con la escultura de los padres fundadores del comunismo calificándola de grotesca, desacertada y completamente desproporcionada. Se atribuye a Anatoli Lunacharski, Comisario del Pueblo para la Educación, la frase que describía aquellas estatuas como "dos saliendo de la bañera". Una cita cargada de doble intención teniendo en cuenta que por la ploshchad Revolyutsii pasó antiguamente el río Neglinnaya, soterrado en el siglo XIX bajo la calzada de la ciudad. Debido a estas críticas demoledoras, el monumento duró poco tiempo en ese lugar. Al cabo de unos meses acabó siendo retirado de la plaza, desapareciendo de las calles de Moscú sin dejar ningún rastro.

El punto rojo indica el lugar aproximado donde se hallaba el monumento a K. Marx y F. Engels en la ploshchad Revolyutsii, muy cerca de la fuente de la plaza Teatralnaya. En la parte inferior de la imagen sobresale el extremo norte de la plaza Roja


Dos imágenes actuales de la plaza de la Revolución desde el área donde se instaló en 1918 el monumento de S. Mezentsev. La primera está orientada hacia el hotel Metropol, que aparece al fondo de las fotografías frontales del monumento, mientras que la segunda enfoca la muralla roja de Kitái Górod y la estación de metro de la plaza

Fotomontaje de la plaza de la Revolución, fotografiada en 2014, con una imagen de la escultura el día de su inauguración, el 7 de noviembre de 1918. Esa fue la posición aproximada donde permaneció instalada durante aquel año



Vladímir Ilich Lenin junto a Yákov Sverdlov (con un cigarrillo en la boca) contemplando el monumento después de ser descubierto al público. Tras el fallecimiento de Sverdlov en 1919, la plaza Teatralnaya, colindante con la plaza de la Revolución, pasó a denominarse con su apellido. Y en 1978, sexagésimo aniversario de la Revolución de Octubre, una estatua del dirigente bolchevique se instaló a pocos metros de donde estuvo situado el monumento de Mezentsev. Al fondo de las tres imágenes se ve el edificio que fue demolido en 1932 para construir en su lugar el hotel Moscú, frente al Museo Estatal de Historia (que asoma por la izquierda en la primera fotografía


Lenin pronunciando el discurso inaugural frente al monumento de Marx y Engels


Fotografía de Lev Borísovich Kámenev (1883-1936) y Grigori Yevséievich Zinóviev (1883-1936) -presidentes, respectivamente, de los soviets de Moscú y Petrogrado- posando frente al recién inaugurado monumento dedicado a Karl Marx y Friedrich Engels. Dieciocho años después ambos fueron ejecutados a pocas manzanas de esta plaza tras ser acusados de conspirar contra Stalin, con quien habían formado el triunvirato que dirigió la URSS a partir de 1924, fecha del fallecimiento de Lenin. Detrás se observa la fuente construida en 1835 por I. P. Vitali y la esquina del hotel Metropol entre la plaza Teatralnaya y la avenida de Karl Marx  

Lenin junto a Y. Sverdlov, M. F. Vladimirsky y P. G. Smidovich en la plaza de la Revolución el 7 de noviembre de 1918

No hay comentarios:

Publicar un comentario